quarta-feira, 15 de agosto de 2012

Atraer a Él hacia usted – 3er. Día


“…el Espíritu del Señor  vino sobre David…” (1 Samuel 16:13).

Nosotros aprendemos que el Espíritu Santo es al mismo tiempo Dios – Padre e Hijo, que actuó, actúa y actuará siempre dentro de los corazones de aquellos que han sido escogidos por Dios para Sus propósitos.

La historia de David muestra claramente la diferencia cuando el Espíritu Santo se manifiesta. Cuando el Espíritu del Señor se apoderó de David, todas sus flaquezas se transformaron en fuerza y poder. En aquel momento las personas no vieron nada en la vida de él, su apariencia continuó siendo la misma, humanamente no sucedió nada, pero dentro de él cambió, ¡David obtuvo el todo de Dios!

A partir de ahí, todo lo que David no podía hacer, por causa de su incapacidad, pasó a tener condiciones de hacer, porque dentro de él ya estaba el Espíritu del propio Dios. Y así, los frutos, sus actitudes comenzaron a mostrar el poder que había dentro de él. Como David, todos los hombres y mujeres que dieron espacio en su vida para la manifestación del Espíritu Santo a través de ellos, también fueron usados de forma exclusiva y extraordinaria.

Cuando se tiene al Espíritu Santo ¡no hay nada imposible! La confianza dentro de usted es tan fuerte, que el mundo puede estar acabándose delante de sus ojos, pero usted cree que Dios está ahí con usted. O está pasando por una situación inexplicable, difícil, pero hay una certeza que en medio de eso usted saldrá victoriosa y aprobada por Dios.
Muchos quieren al Espíritu Santo, pero muchos no han buscado saber de ese poder que es ser bautizado. Por eso no hay una entrega total, no hay sacrificios, comienzan bien pero no van hasta el fin. ¡Entienda! ¡Primero, usted necesita desear! No sirve de nada que pida algo que no sabe qué es, ¿ya se puso a pensar que talvez es eso que falta en usted?

David aún siendo un niño, delante de los hombres era insignificante, pero dentro de él había un grandioso deseo en conocer a Dios, ¡pero tan grandioso!, que su deseo atrajo a Dios hasta él.
¿Usted quiere ser bautizada con el Espíritu Santo? Entonces busque conocer sobre Él, a través de Su palabra (la Biblia), cuanto más lea sobre Él, más Le deseará dentro suyo, sus actitudes serán definidas (sin sentimientos) de dejar la vida equivocada y las manías que son contra Dios. ¡Y ahí! Usted atraerá al Espíritu Santo y dirá: ¡Ah que Día!

Total de visualizaciones de página