sexta-feira, 6 de setembro de 2013

Día 6 + de Dios - de mi: Dieta para eliminar los rollitos

¿Cómo sabe usted que está con sobrepeso?

¡Cuando usted se pone una ropa que le gusta mucho y bum!
Usted se mira en el espejo y ve aquellos rollitos indeseables. Usted no los quiere, pero ellos están ahí, impidiendo que se vea bien con aquella ropa preferida. Otra forma que usted descubre que ellos están ahí, es a través de su salud, se siente cansada, pesada, con mucha ansiedad que hace que usted coma mucho y… cuando usted se da cuenta que ellos están siendo parte de su cuerpo, de inmediato usted piensa en una dieta o intenta comenzar un lunes (claro que para muchas, el soñado lunes no llega), y así el tiempo va pasando y usted los va acomodando y su placer de comer y  de no hacer ejercicios se vuelve algo normal y no una necesidad. ¡Usted se las ingenia! Se compra una ropa más larga, hace una dieta radical para perder peso pero solo lo hace aquella semana donde usted va a usar un vestido en un evento, una ropa para ir en algún lugar y listo. Ellos vuelven y usted no se preocupa y así, vive la vida, pero no tiene idea de cuanto mal está haciendo al templo del Espíritu Santo. Solo, cuando suceda algo, usted va a entender cuanto no cuidó de su salud.

Así también es con la vida espiritual, usted comienza a ganar los rollitos extras que pueden hacerle mal a su vida e intenta adaptarse con ellos.

¿Y cuáles serían esos rollitos? Malos pensamientos, malos ojos, inseguridad, inferioridad, vicios de internet, TV, novelas, juegos, hablar mal de los demás, chismes, deseos carnales y etc… son algunas cosas que sabemos que afectan a nuestra vida espiritual, pero a veces, no sirve de nada saberlo, ¡se tienen que eliminar! Al tenerlos la sensación es mucho cansancio para buscar a Dios y Conocerlo a través de la Biblia, no logra terminar un propósito, siempre da disculpas para todo y a todos, vive en altos y bajos, muchas dudas y es una personas fácil de ser influenciada por sus sentimientos.

Esos rollitos aparentemente no se ven tan mal, pero logran hacer una destrucción total en nuestra vida espiritual y, más adelante la pérdida de la salvación.

¿Entramos en una dieta?

A partir de hoy y todos los viernes durante el propósito, vamos a entrar en un ayuno (no comer ni beber nada), para que Dios pueda ayudarnos a tener fuerzas para liberarnos de esos rollitos. El ayuno es de 7 horas (elija un horario para empezar), durante éste ayuno, usted va a estar en espíritu de oración, va a leer la Biblia, buscar a Dios en su mente, humillarse y etc… y para completar, usted va a participar de la oración de liberación en su iglesia, en los primeros bancos o sillas, ¡usted le pedirá a Dios que la libere de todo eso! Si usted es obrera, vaya en ese propósito con su uniforme, diciéndole a Dios que usted va a dar su vida en la reunión, pero que también quiere su liberación.

Hasta mañana…

Total de visualizaciones de página